Disuelve El Dolor Del Pasado Y Avanza

¿Alguna vez te has sentido tan herido a tal grado que pensaste nunca poder salir de ese dolor? Pueda que aun te sientas dolido (a). Si es así, entonces es tiempo de aprender a soltar ese dolor del pasado. Mereces dejarlo ir y aprender a avanzar.

Lee este artículo y aprende a soltar todo dolor pasado, la vida sigue, es tiempo de avanzar y cumplir con tu propósito en la tierra.

Sostener el dolor del pasado y la angustia es un tipo de tortura auto-fingida que te puede causar serios problemas de salud, y al mismo tiempo cicatrices emocionales. Aferrarte al pasado es una forma de cambiar internamente tu presente.

¿Cómo podemos dejar ir algo que se ha mantenido por tanto tiempo en nuestro interior? No es una tarea fácil, pero se puede hacer con un poco de esfuerzo y la auto-reflexión.

Las siguientes son algunas recomendaciones para que puedas dejar de lado el dolor del pasado y la decepción, y comiences a avanzar con la cabeza bien en alto.

1. Identifica Lo Que Te Detiene: ¿A Qué te estás aferrando y por qué? Identifica las cosas que estás manteniendo en tu interior, y que es necesario que salgan.

 • Por ejemplo, tal vez tu mejor amigo te traiciono de tal forma que le perdiste toda confianza. Reconocer esto es encontrar una manera de lidiar y ponerle fin al dolor. Luego, Ponte en contacto con ese amigo (a) nuevamente y exprésale el dolor que te causo.

Es posible que ni siquiera sea consciente de haber hecho algo que te haya molestado. Se disculpen o no, no es lo importante en este caso, aunque sería bueno que sucediera. Pero no podemos controlar a otros, ni mucho menos obligarles a hacer o decir lo que no sienten. Lo realmente cierto es que con solo expresar tus sentimientos, estarás encontrando el cierre a una situación que te hace daño.

2. Dialoga: Si la persona que te hizo daño se encuentra cerca, habla con ella, dile cómo te sientes. Si esa persona no se encuentra cerca o no está disponible entonces habla con un amigo o busca ayuda profesional. Pero es necesario que seas libre de todo resentimiento para experimentar una vida de propósito.

Guardar resentimiento o quedarte con el dolor y la amargura no es recomendable para tu vida en ninguno de los aspectos ya que, solo conseguirás truncar tu camino hacia el éxito, vida de plenitud, gozo y paz.

3. Perdona Y Olvida: Esto puede sonar más fácil decirlo que hacerlo, pero perdonar a alguien que te ha herido puede ser muy terapéutico. Cuando el pasado permanece en tu vida de seguro más adelante comenzara a afectar tu presente.

• Cuando aprendas a perdonar a las personas que te han causado daño, te será mucho más fácil sanar y seguir adelante con tu vida.

4. Da El Primer Paso: Aquí el único encargado del dolor es el que lo siente. Tú eres quien lo lleva y eres el único que puede cambiar su intensidad. Depende de ti tomar el control del dolor y dar el primer paso para lograr sentirte mejor.

Reconoce que el dolor que sientes es real y que existe una solución positiva.
Enfrenta la causa del dolor y haz todo lo que este a tu alcance para poder deshacerte de él.

La mejor manera de avanzar es perdonar el pasado. El pasado no se puede cambiar, lo hecho, hecho esta, pero aceptarlo es una forma de deshacerte de él para poder avanzar y comenzar a visualizar el futuro brillante que te espera y este solo lo puedes tener cuando logres recuperar el control sobre tu vida y emociones.

Efesios 4:32 “… Sed benignos unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a vosotros en Cristo”.

Toma la decisión hoy y comienza a vivir una vida libre de dolor y resentimiento.

CARLOS ANDRÉS GALLEGO
Creelo.org – Coach Cristiano

Escribe tu comentario de la revelación que tú recibes de parte de Dios hoy a través de este artículo, escribe tu aporte en comentarios.

Deja un comentario (2 Comentarios hasta ahora)

Sé el primero en comentar

Te enviaremos "Sabiduría" 1 vez por semana.

Publicidad

Ultimos Videos

  • Valores en la Familia¿Cuáles son los 2 valores que transforman a una familia para siempre?. Estás pasando por algunos problemas familiares, con tus hijos, con tu esposo, con tu esposa. Ves que ellos no te entienden, no te